Theo Hernández, aquel alevín que estuvo en el Torneo Fallas de Burriana

Aunque siempre fue competitivo y su rendimiento era óptimo, Theo Hernández escaló por todas las categorías de la cantera del Atlético de Madrid a la sombra de su hermano mayor Lucas. De hecho, participó en el Torneo Internacional Fallas Ciudad de Burriana cuando el Alevín A del Atlético de Madrid lo entrenaba Santiago Expósito, colaborador habitual de CASTELLÓN BASE y hoy técnico en el Alcorcón. Theo Hernández participó en el Torneo de Burriana en la temporada 2008-09 quedando sexto clasificado con el equipo colchonero en el que coincidió con Juan Moreno, que también ha debutado con el primer equipo del conjunto rojiblanco.

El interés del Real Madrid en Theo Hernández es una realidad. El futbolista del Atlético de Madrid es la primera opción para reforzar el lateral izquierdo y él ya le ha comunicado a su entorno que quiere jugar a las órdenes de Zidane. Tanto es así, que no quiere saber nada de pactos y le pide a los blancos que paguen su cláusula de 24 millones cuanto antes y así se acaben las especulaciones.

Theo es la primera opción en una lista con varios jugadores de Primera División y Mendy, del Mónaco, que suena desde hace mucho tiempo en los pasillos de Concha Espina.

Bayern de Múnich, Barcelona, City, Liverpool y Marsella han preguntado directamente por un Theo Hernández que lejos de desmentir los rumores para tranquilizar a la afición atlética ha decidido suspender todas las entrevistas que pueda tener de aquí al final de temporada.

Lo primero, por el año y medio de diferencia con el que seguía su estela; segundo, porque también se desempeñaba como lateral izquierdo, y central cuando era preciso; y sobre todo, porque si alguno destacaba por una calidad por encima de la media, ese era el mayor de los Hernández.

De hecho, cuando los ojeadores rojiblancos hicieron la prueba de acceso al actual futbolista del Alavés rápidamente se dieron cuenta, al verle dar toques a un balón por allí cerca, que a Lucas también había que ficharlo.

Sin embargo, fue llegar a juveniles y reclamar un protagonismo propio. Se desataba una bestia que hasta entonces siempre había tenido una talla normal. Su complexión ya era mucho más atlética y afloraban sus mayores virtudes: la potencia y la velocidad. Por eso Theo no tardó en marcar diferencias.

Debutó en la Youth League disputando siete partidos, al siguiente curso (el pasado) volvió a dejar huella anotando dos tantos en cuatro partidos y llamó la atención del Real Madrid por primera vez al ser uno de los pilares del equipo que le arrebataba la Liga y la Copa.

En Francia tampoco pasó desapercibido (en mayo está citado para el Mundial sub 20) y hasta Simeone lo llegó a convocar frente al Eibar la pasada campaña. Una explosión que no ha dejado de sorprender en el Atlético en este ejercicio, pues lo que debía ser una campaña para asimilar el tremendo salto entre el Juvenil y la Primera se ha acabado convirtiendo en su rampa de lanzamiento.

lexus

No hay comentarios