ACD Peñíscola: 150 jugadores en el club de «La Roqueta»

Sergio Farrè / Peñíscola

El pasado domingo 12 de septiembre tuvo lugar la presentación de todos los equipos de la ACD Peñíscola ante su afición. Una presentación más que esperada ya que la ciudad ha tenido que esperar hasta 24 meses para poder vivir de nuevo su gran fiesta del fútbol a cuenta de la maldita pandemia. Pero eso es el pasado, y ya estamos, por fortuna, en el presente. Y el presente es la magnífica presentación que se vio en el Benedicto XIII con el tradicional discurso del Excelentísimo Señor Alcalde de la ciudad Andrés Martínez. También siguiendo la tradición, se rindió homenaje a la dama del club, Laia Morán, y a toda la corte de honor de las fiestas patronales.

Una gran fiesta en la que se presentaron todos los equipos del club, que una temporada más presenta hasta dos equipos en todas las categorías de fútbol 8 y uno por categoría de fútbol 11, con un total de 150 fichas federativas además de los querubines, que actualmente cuenta con once integrantes y, por supuesto, del equipo amateur, que tras el acto disputó un partido amistoso contra el CD Alcora «B».

La ACD Peñíscola afronta el nuevo curso en su escuela de la mano un año más de Dani Domingo como coordinador de fútbol base con el objetivo de dar continuidad al proyecto de formación, tanto deportiva como humana, que tan buenos resultados lleva dando las últimas temporadas y dejando a un lado los objetivos competitivos, sin negarse a ellos, pero sin darles un especial protagonismo. No debemos olvidar que se trata de la escuela de una población, que aunque sea muy conocida, no deja de ser pequeña, con las dificultades que ello conlleva a la hora de establecer equipos de un nivel competitivo alto. Aún así, esto no significa que no se puedan conseguir buenos resultados deportivos, y para muestra el ascenso que consiguió su equipo juvenil la pasada temporada. Valga decir también que una de las claves del buen funcionamiento de la escuela se debe a la gran plantilla de entrenadores con la que cuenta el club, en la que su práctica totalidad ostenta titulaciones superiores a las categorías que entrenan.

Ya en clave amateur, el club afronta la nueva campaña sin grandes cambios en su plantilla, con Juanan Morilla a los mandos un año más, y Joan Furió como subalterno. El equipo de «la Roqueta» mantiene a la mayoría de futbolistas que defendieron la categoría el pasado curso, con apenas fichajes y con la recuperación de algunos juveniles, reafirmando así la apuesta por su fútbol base. Un equipo que aspira a presentar batalla ante cualquier rival, pero que no se plantea otra cosa que no sea la permanencia, con la intención de afianzar al equipo en la categoría, aunque eso no signifique renunciar a nada en caso de que los resultados acompañen, pero con los pies en el suelo y con la vista puesta únicamente en mantener la categoría.

Así pues, el club peñiscolano afronta la nueva campaña con la máxima ilusión pensando en recuperar la normalidad competitiva que hace tanto tiempo que falta a causa de la situación sanitaria y con el propósito de continuar con su buena linea formativa en la base, y competitiva en el conjunto amateur.
 

lexus

Dejar respuesta

Por favor escribir tu comentario:
Please enter your name here