El déficit de la reanimación cardiopulmonar en España

Ripotenis

Instaurar la formación en técnicas de Reanimación Cardiopulmonar (RCP) en las escuelas para saber reaccionar ante una parada cardíaca, concienciar sobre la necesidad de una práctica progresiva del deporte, sobre todo a partir de los 40 años, y la realización de chequeos cardiodeportivos para detectar posibles patologías ‘silentes’. Estas han sido algunas de las demandas de destacados cardiólogos y deportistas que se han dado cita hoy en el CaixaForum de Madrid para celebrar la VII edición del Congreso Nacional contra la Muerte Súbita, organizado por la Asociación Española contra la Muerte Súbita José Durán #7 y la Fundación QUAES, impulsada por Ascires Grupo Biomédico.

Un congreso que conecta a médicos, pacientes y deportistas, para aprender mutuamente en un entorno que suma conocimiento. Una cita anual para hablar sobre la Muerte Súbita, que cuesta la vida a unas 35.000 personas al año en nuestro país: “En España tenemos 82 casos al día, lo que sería multiplicar por 29 los fallecimientos por accidentes de tráfico. En mayores de 35 años la causa más frecuente de Muerte Súbita es la enfermedad coronaria. Por ello, la prevención cardiovascular es fundamental. En menores de 35 años, las enfermedades que afectan al músculo cardíaco, al tejido de conducción o incluso las anomalías congénitas de las arterias coronarias, son las causas más frecuentes”, apuntaba la doctora Alicia Maceira, cardióloga y voluntaria de Fundación QUAES, que ha ejercido de presentadora del encuentro.

En esta séptima edición la petición ha sido unánime: Formación en Reanimación Cardiopulmonar (RCP) y salud cardiovascular ya desde la escuela, pues los escolares de hoy serán los adultos del futuro. Un reclamo que ya es propuesta de ley, pues ha sido aprobado en el Congreso de los Diputados y englobado dentro de la Estrategia en Salud Cardiovascular del Sistema Nacional de Salud (ESCAV). Datos como que, en España, las posibilidades de sobrevivir a una parada cardiaca en la calle oscilan entre el 5% y el 10%, mientras que en los países nórdicos son de un 30%, instan a poner el foco en dónde radica la diferencia. En nuestro país la formación en técnicas de RCP solo se da en un 16% de los colegios, frente a la realidad de otros países donde es obligatoria la enseñanza de esta práctica, tanto en escuelas como en universidades.

“Se estima que en España se produce una parada cardiaca cada 20 minutos, pero, aunque la realización de RCP por testigos puede triplicar la supervivencia, solo 1 de cada 5 afectados la recibe”, afirma la Dra. Maceira. “La Sociedad Europea de Cardiología, en las nuevas guías de prevención de la Muerte Súbita, incluye, como prioridad, que haya desfibriladores disponibles en lugares públicos y se promueva la formación en RCP entre la población general”, insiste. En esta línea, durante el encuentro, el doctor Diego Reyero, director del Centro de Estudios de Investigación y Medicina del Deporte (CEIMD) del Instituto Navarro del Deporte, ha presentado el proyecto piloto de la Comunidad Foral de Navarra: “El abc que salva vidas”.

Deporte a partir de los 40 sí, pero seguro y progresivo

Esta VII edición ha querido dirigirse a un grupo poblacional que tiene mayor riesgo de sufrir accidentes cardiovasculares durante la práctica deportiva: los mayores de 40 años que deciden iniciarse en el deporte y que lo hacen a alta intensidad. “Empiezan a hacer ejercicio pensando que el deporte es bueno y sin saber cómo está su sistema cardiovascular. Pero si estas personas son portadoras de una cardiopatía isquémica silente, durante la práctica deportiva pueden sufrir un accidente cardiovascular y poner en riesgo su vida”, señala la cardióloga Araceli Boraita, responsable del Área de Deporte y Actividad Física, Programa de promoción de la Salud de la Fundación Española del Corazón (FEC).

“Muchos de ellos, en ese afán de verse sanos, cardiosaludables y tener un cuerpo fitness, hacen un ejercicio de larga duración muy extenuante, de mucha demanda cardiovascular, y para hacerlo se debe estar sano y preparado, con un entrenamiento progresivo”, advierte la especialista. Los cardiólogos han aconsejado sobre qué reconocimientos médicos deportivos se deben realizar de manera previa a la realización de la actividad y han tratado de concienciar a esa población de riesgo de que no todo es una prueba de esfuerzo, la preparación es crucial: “Empezar a practicar deporte a partir de los 40 años es posible y recomendable, pero siempre que se haga de manera progresiva y con los controles necesarios”, recuerda la Dra. Boraita.

La visión desde el deporte de élite

La visión del deporte de élite ha venido de la mano del tetracampeón del mundo de motociclismo, Jorge Martínez Aspar, quien ha destacado la importancia de continuar con esta importante labor de sensibilización social sobre la Muerte Súbita y ha aportado su perspectiva desde el mundo del motor: “Los pilotos de motociclismo son atletas y han puesto su preparación física en manos de profesionales para poder alcanzar el máximo nivel. La preocupación por la preparación física ha mejorado muchísimo en los últimos años, pero debemos seguir siendo un ejemplo para la sociedad y no descuidar las revisiones periódicas para prevenir posibles problemas”. 

Por su parte, los exfutbolistas profesionales Iván Helguera y Alberto Lopo, así como la tenista y comentarista deportiva, Ana Sala, han reflexionado con los asistentes a la hora de dar respuesta a la pregunta central que planeaba su mesa: “¿El deportista quiere saber si tiene alguna cardiopatía?”. Todos han coincidido en la importancia de realizarse un chequeo a tiempo frente al peligro que supone el no tener diagnosticada una patología potencialmente letal.

Sobre la Asociación Española contra la Muerte Súbita José Durán #7

La Asociación Española contra la Muerte Súbita José Durán #7 trabaja desde 2009 para promover la investigación de esta enfermedad y concienciar sobre la necesidad de reducir la muerte súbita mediante la cardioprotección de todo tipo de espacios. Con su impulso, más de 300 lugares públicos ya han sido cardioprotegidos con la implantación de desfibriladores.

La asociación se funda a raíz del triste fallecimiento de José Durán Guarasa, joven deportista que falleció de muerte súbita a los 15 años mientras jugaba un partido de fútbol en L’Hospitalet de Llobregat. Entre sus líneas de actuación también se encuentra el asesoramiento a familias afectadas, así como el desarrollo y la colaboración en diferentes proyectos relacionados, como congresos o eventos deportivos, y la donación de desfibriladores para espacios públicos.

Sobre Fundación QUAES

La Fundación QUAES es una organización sin ánimo de lucro dedicada a compartir los avances médicos y científicos entre pacientes, sociedad y facultativos. La vocación de esta organización, impulsada por Ascires Grupo Biomédico, es potenciar las sinergias de conocimiento de manera rigurosa y accesible, generando un punto de encuentro para conectar sociedad, ámbito académico y profesionales de la sanidad. Además, en este ámbito de innovación social colaborativa, la Fundación coopera con más de 90 asociaciones de pacientes de toda España. 

La Fundación QUAES cuenta con dos cátedras, en la Universitat Politècnica de València (UPV) y en la Universitat Pompeu Fabra de Barcelona (UPF), dedicadas a impulsar la investigación en campos que hagan progresar la medicina y acercar los avances científicos a la sociedad. La cátedra QUAES en la UPV es un claro exponente en biomarcadores de imagen, mientras que la cátedra QUAES en la UPF es un referente en Medicina Nuclear y Big Data.

lexus

Dejar respuesta

Por favor escribir tu comentario:
Please enter your name here