El fútbol «es así» hasta en un play off Juvenil

Juan Ángel Martínez / Benicarló

Benicarló lucía de gala el sábado por la tarde. Su juvenil A, campeón de liga con 78 puntos, disputaba la eliminatoria de ascenso a juvenil nacional, una liga en la que militan equipos como el Elche C.F. “B”, el Valencia C.F. “B” o el Villarreal C.F. “B”. Ver al Benicarló B.F. entre tanto filial de primera división sería un hito para una ciudad de apenas 26 000 habitantes. Para ello debían enfrentarse al Colegio Salgui E.D.E. a ida y vuelta. Un rival de nivel para lograr un objetivo mayúsculo.

El campo estaba prácticamente lleno. El clima estival iba de la mano del buen rollo en las gradas. Hubo hueco, incluso, para un puñado de aficionados visitantes, que mezclaban el verde de sus camisetas con el rojo local. Con el pitido inicial las alegrías terminaron. Competitividad y nervios son dos aspectos que, a menudo en escenarios de este calibre, se complementan. Así se vio en el descanso, cuando el marcador reflejaba un contundente 0-3. Aunque, como sucede a veces, los que iban perdiendo merecieron mucho más. Los atacantes locales gozaron de ocasiones claras pero la efectividad no estaba de su lado. En la segunda mitad hubo varios cambios, lesiones y algún que otro parón. El partido se enfrío a la vez que el físico decaía y los visitantes, inteligentes y hambrientos, metieron un cuarto gol que sentenciaba el encuentro.

«La verdad es que ha sido un partido de estos que suceden una vez de cada cien. Hoy nos ha tocado a nosotros. Hemos sido muy superiores al rival, hemos generado muchas ocasiones pero la pelota no ha querido entrar. Ellos han estado acertados y cada llegada que tenían acababa en gol. Al final, el resultado ha sido muy bestia», comenta Javier Celma, técnico del Benicarló B.F. Con un 0-3 en el descanso, remontar el ánimo de los futbolistas es trascendental si se quiere dar la vuelta al resultado. El míster tuvo que hablar con los jugadores pero, según cuenta, tan solo había que continuar con lo que se estaba haciendo y esperar a que el balón entrara, pues estaban siendo superiores en cuanto a juego.

Javier tampoco cree que el resultado sea fruto de la falta de actitud en su plantilla. «Al final, cuando tienes diez ocasiones claras de gol, ves que el equipo está muy motivado. Los jugadores lo han dado todo. Además, nada más comenzar la segunda mitad hemos tenido otra ocasión. No ha sido cuestión de ambición. Lo que pasa es que esto es fútbol y a veces suceden este tipo de cosas», explica el entrenador.

El Benicarló B.F. sueña con remontar la eliminatoria este fin de semana. Para ello deberá ganar por 4 goles de diferencia para forzar la prórroga o por más de 4 para ascender definitivamente a juvenil nacional. «Es difícil darle la vuelta, pero lo vamos a intentar. Nosotros nos sentimos superiores, por lo que iremos con el objetivo de ganar. No queremos dejar la eliminatoria por perdida, intentaremos ganar para acabar la temporada dignamente después de todo lo que hemos conseguido», concluye Javier Celma.

lexus

Dejar respuesta

Por favor escribir tu comentario:
Please enter your name here